Injerto pelo por pelo para la Calvicie

Injerto pelo por pelo para la Calvicie

injerto capilar

El trasplante de cabello consiste en la extirpación de una tira de piel cubierta con pelo permanente de la parte de atrás o de los lados del cuero cabelludo (zona donante) para, posteriormente, dividirlo en micro-injertos y mini-injertos que se implantan luego meticulosamente en la zona del cuero cabelludo que presente calvicie o reducción de la densidad (zona receptora).

Dependiendo del grado de calvicie de la zona frontal o de la coronilla, pueden ser necesarias de una a tres intervenciones que impliquen la realización de varios centenares de injertos para lograr la densidad deseada. En un plazo de 24 horas se forman pequeñas costras en cada injerto, que se desprenden en los siete o diez próximos días. Habitualmente los cabellos injertados caen al primer mes y empiezan a crecer en unos 3 a 6 meses después de la intervención, y siguen creciendo toda la vida.

Cómo es la cirugía?

injerto peloEl trasplante de cabello es una intervención quirúrgica que suele durar entre 5 y 7 horas. Se realiza mediante anestesia local de forma ambulatoria o narcosedación más anestesia local. El paciente suele estar despierto, pero relajado debido a la administración de un sedante suave. Al final de la intervención quirúrgica se coloca en el cuero cabelludo un vendaje en forma de turbante para mantener los injertos firmes y seguros durante 48hrs. La zona donante, de la que se toman los injertos permanentes, se cierra con suturas que se retiran entre los siete y los doce días siguientes.

Aún cuando son raras las complicaciones en este tipo de intervenciones pueden producirse pequeñas infecciones en torno a un folículo piloso de nueva implantación, lo mismo que sucede cuando un pelo crece hacia dentro o cuando se infecta una espinilla. Las pequeñas cicatrices que se producen en la zona donante como resultado de la extirpación de la piel donante son estrechas y fáciles de ocultar con el pelo alrededor. Los puntos de injerto de la zona receptora frontal cicatrizan de forma casi invisible y quedan cubiertos por el cabello trasplantado. Los pacientes pueden experimentar una leve hinchazón de la zona de la frente en los días siguientes a la intervención y, en raras ocasiones, presentan equimosis palpebral del ojo si el trasplante tiene lugar en la zona frontal.

Comments are closed.